Vacunación /

Enfermedades /

Glosario Enfermedades /

Los cachorros y el parvovirus canino

Parvovirus en los cachorros

El parvovirus o la parvovirosis canina es una enfermedad altamente contagiosa y letal que afecta especialmente a cachorros, pero también puede afectar a cualquier tipo de perros, aun estando vacunados.

En el post de hoy, sabrás todo lo que tienes que conocer sobre esta enfermedad tan peligrosa en los perros.

¿Qué es el parvovirus canino?

El parvovirus canino es una enfermedad que afecta principalmente al intestino, provocando enteritis, y son susceptibles a sufrirla perros, lobos o coyotes.

Lamentablemente es resistente a factores físicos y químicos y tiene una supervivencia muy elevada en el medioambiente. Suele aferrarse en células de reproducción rápida como son las intestinales, tejidos del sistema inmunológico o tejidos fetales.

Un perro infectado con este virus puede pasar hasta 3 semanas desde el inicio del tratamiento hasta su alta para poder eliminar por completo el parvovirus.

Síntomas de la parvovirosis canina

Podemos detectarlo a través de síntomas comunes, como por ejemplo:

  • Vómitos frecuentes
  • Pérdida y disminución del apetito
  • Se muestra apático, cansado. 
  • Presencia de diarrea abundante y con sangre
  • Fiebre
  • Rápida deshidratación
  • Debilidad y falta de reacción
  • Se puede ver afectado el corazón

Los síntomas como los vómitos, fiebre, diarrea o decaimiento provocan la deshidratación muy rápida del animal, por lo que se tiene que empezar el tratamiento cuanto antes. Así, ante cualquiera de estos síntomas lo recomendable es que acudas cuanto antes a tu veterinario de confianza para que examine a tu mascota.

¿Se puede transmitir el parvovirus canino?

Sí, y puede permanecer en un mismo lugar durante meses, ya que su permanencia en el medio es muy estable. El contagio siempre es por contacto directo con el virus a través de fluidos de un paciente infectado, por lo que los individuos que conviven juntos se contagiarán unos a otros.

La enfermedad se presenta en cachorros que no han concluido el plan vacunal o no lo han hecho correctamente. Nunca debe concluir antes de las 16 semanas de edad, los cachorros vacunados precozmente deberían recibir una dosis monovalente de recordatorio entre las 14-16 semanas de edad. 

También se han visto casos en cachorros de entre 6 meses y 1 año de edad debido a fallos vacunales por lo general, o por la administración de un protocolo vacunal incorrecto

¿Cómo puede transmitirse el parvovirus entre perros?  

La transmisión es por contacto directo con el virus a través de fluidos de un cachorro infectado. 

Tratamiento del parvovirus canino

Si tu perro presenta alguno de estos síntomas, llévalo con la mayor urgencia al veterinario, donde le realizarán las pruebas pertinentes para hacer un diagnóstico final. 

Por el momento, no existe ningún tratamiento 100% efectivo o protocolo para combatir el parvovirus, la única evidencia es la prevención mediante la vacunación.  La prioridad en el tratamiento es controlar la sintomatología: los vómitos, la diarrea, la anorexia, etc. Ya que debilitan al cachorro hasta provocarle la muerte.

Es fundamental controlar la sintomatología cuantos antes y restablecer la hidratación y la ingesta para que pueda desarrollar una respuesta inmunológica adecuada y vencer así la infección. Entre los tratamientos más habituales tenemos:

  • Rehidratación del perro con la administración de suero intravenoso.
  • Transfusiones de sangre, plasma o albúmina debido a la pérdida que provocan las diarreas
  • Uso de antibióticos y antieméticos.
  • Sondaje gástrico para restablecer cuanto antes la ingesta de alimento. 
  • Administración de suero hiperinmune proveniente de cachorros que hayan superado recientemente la enfermedad o acaben de vacunarse, así pues la mayor concentración de anticuerpos de su sangre ayudará a combatir al virus. 

A continuación, es importante seguir las siguientes recomendaciones en el caso que tu mascota ya padezca de parvovirus ¡atento!

Si tu perro ha tenido parvovirus, desinfecta tu hogar


Si te vieras en el caso de que tu cachorro sufre parvovirus, recuerda: 

  1. No puede estar en contacto con otros perros NO VACUNADOS, ya que podría infectarlos. 
  2. Para eliminar todo rastro del virus, debes limpiar las zonas donde tu perro haya estado primero con lejía y después con amoníaco. Siempre utilizados por separado.
  3. Desecha todos los utensilios, incluida su cama, bebedero, comedero y juguetes.
  4. Limpia toda la casa, incluida la terraza en el caso de que tuvieras.

En resumen, algo tan fácil como poner una vacuna a tiempo puede evitar muchos males mayores a tu amigo y ganar en paz y tranquilidad para ti.

Protocolo de vacunación canina Kivet

En nuestras clínicas veterinarias Kivet, nuestro equipo de expertos veterinarios te ayudarán a poner al día tu cartilla de vacunación y darte las mejores recomendaciones para el cuidado de tu mascota. Además, de ofrecerte las ventajas de los Planes de Salud para proteger a tu amigo durante todo el año.